5 razones para alejar a tus hijos de las pantallas

Desarrollar su imaginación, hacer ejercicio, jugar, ¿cuántas cosas pueden hacer los niños cuando no tienen teléfonos, televisores o tablets con ellos?

No sólo los adultos somos esclavos de las pantallas, también los niños se han vuelto adictos a ellas. No es de extrañarse que desde muy pequeños ya sepan usar los smartphones y las tablets para buscar contenido de entretenimiento, sin embargo, en ocasiones, las horas que pasan frente a las pantallas son más que el tiempo que pasan jugando al aire libre.

Los niños se encuentran en pleno desarrollo tanto físico como intelectual, por lo que mantenerlos activos a través de juegos que involucren destrezas motrices y habilidades mentales es mejor que dejar que todo el tiempo se dediquen a ver videos en plataformas como TikTok, YouTube o Facebook, donde abunda contenido inadecuado para ellos. Pero, por si esta razón no es suficiente, a continuación te presentamos 5 más para privilegiar los juegos en movimiento sobre las pantallas.

  • Niños más felices

Puede que veas a niños sonreír con el teléfono en las manos, pero la verdad, la diversión no será nada comparada con la que pueden obtener cuando practican algún juego al aire libre.

Cuando los niños practican actividades lúdicas que requieren la activación física, el cerebro libera endorfinas al igual que cuando hacemos cualquier tipo de ejercicio, con ello se reduce el estrés, además también se libera serotonina y dopamina, que en su conjunto ayudan a controlar el estrés y favorecer la concentración.

  • Evitar el sedentarismo y el sobrepeso

El juego al aire libre es una actividad integradora en la cual todas las partes del cuerpo se ven involucradas, por lo que el beneficio resulta global; pues, a través del movimiento, los niños se mantienen en su peso ideal, ganan condición física y fortalecen huesos y músculos. En lugar de permitirle que juegue videojuegos de deportes, mejor motivalo a que practique uno, y notarás el beneficio cuando sea mayor.

  • Peques más amigables y empáticos

Un smartphone jamás va a sustituir el contacto humano real. Aunque haya aplicaciones destinadas a los niños y muchos pequeños estén en contacto vía redes sociales, videollamadas o sistemas de mensajerías como WhatsApp, nunca será lo mismo que interactuar cara a cara.

Aleja a tus peques de las pantallas y acércalos a parques, áreas verdes o incluso al interior de tu casa, con amiguitos de su edad, pues gracias a esta actividad adquirirán destrezas sociales que les permitan ser más amigables, empáticos, expresivos, sensibles y mucho más.

  • Mejor desarrollo cognitivo

Uno de los beneficios más grandes de despegar a nuestros hijos de las pantallas es el desarrollo cognitivo. Recordemos que el cerebro está en proceso de maduración y entre más estímulos reciba, mejor será el aprovechamiento intelectual a largo plazo.

Ver videos en TikTok o YouTube no estimulará de la misma manera el intelecto de los niños como si lo harán las actividades mentales complejas, que pueden ponerse en práctica en los juegos colectivos.

Los docentes estarán de acuerdo en que siempre es preferible enseñar a los niños pequeños conceptos nuevos, ya sea académicos o para la vida diaria, a través de juegos donde la interacción con sus pares y la ocupación de un espacio al aire libre son estrictamente necesarios.

Psicólogos de renombre como Aizencang y Piaget sustentaron el argumento de que los juegos en colectivo sirven para reproducir esquemas, estructuras y mecanismos, que puedan preparar al niño para la socialización; además, el pensamiento simbólico comenzará a formarse, el cual sirve para que los peques puedan tomar decisiones a partir de su experiencia.

  • Favorecer la expresión de emociones y sentimientos

Emociones como gusto, enfado, estados de alerta, madurez emocional y sobre todo el control de emociones, se aprenden por medio de la interacción con nuestros pares, no a través de pantallas.

El juego cara a cara, en espacios reales (no virtuales), permitirán que tu hijo se llene de diferentes sensaciones como satisfacción y coraje, lo cual será provechoso para su formación emocional. Saber identificar sentimientos ayudará a a futuro a gestionarlos correcta y racionalmente, algo que no podrá lograrse a través de “reacciones virtuales” de “me encanta” o “me enfada”.

Fuentes

https://www.infobae.com/america/tendencias-america/2021/07/05/los-ninos-menos-conectados-a-las-pantallas-se-muestran-mas-satisfechos-con-su-vida/

https://www.guiainfantil.com/blog/ocio/juegos/lo-que-ocurre-en-el-cerebro-de-los-ninos-cuando-juegan/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s